Se reactiva el incendio que devastó el Parlamento sudafricano

 NO HAY VÍCTIMAS HASTA EL MOMENTO

AUDIO

Autoridades de seguridad cerraron las calles del barrio residencial e informaron que el fuego, iniciado en la madrugada, «todavía no fue controlado» por el equipo de 70 bomberos que trabajan en el lugar.

Una espesa columna de humo era visible a varios kilmetros de distancia
Una espesa columna de humo era visible a varios kilómetros de distancia.

El devastador incendio que redujo en cenizas este domingo el Parlamento de Sudáfrica volvió a estallar este lunes, unas 36 horas después de que comenzara y algunas después de que fuera apagado, mientras las autoridades investigan el hecho y anunciaron el procesamiento de un sospechoso.

“Estamos a la espera de la información completa de los bomberos sobre la razón detrás de este repentino resurgimiento del fuego”, dijo el vocero del Servicio de Rescate y Bomberos de la sureña Ciudad del Cabo, Jermaine Carelse, informó el medio local News 24.

El incendio comenzó alrededor de las 6 del domingo y pudo controlarse sin resultar ninguna persona herida, pero las llamas se reanimaron hoy en horas de la tarde.

Más de 30 bomberos fueron enviados nuevamente al recinto del Parlamento en la capital legislativa sudafricana de Ciudad del Cabo después de que las llamas reaparecieran en el techo del edificio principal.

«Estamos frente a un Parlamento arruinado, un Parlamento completamente quemado», dijo en las puertas del Congreso la legisladora Natasha Mazzone, antes de que el fuego se reavivara.

“La sala de la Asamblea Nacional está completamente destruida. Lo he visto por mí misma. Todo está destruido. Esto requerirá una operación insuperable para reconstruir ”, agregó.

Por su parte, la ministra de Obras Públicas e Infraestructura, Patricia de Lille, dijo que alguien había cerrado una válvula que impedía el funcionamiento de un sistema de rociadores contra incendios.

Las causas del fuego aún se desconocen y las autoridades continúan revisando las imágenes grabadas por las cámaras de seguridad.

«Puedo confirmar que un hombre de 51 años ha sido detenido para interrogarlo con respecto al incendio hoy en el Parlamento», declaró el portavoz de la policía, el Brigadier Vish Naidoo, citado por medios locales.

La biblioteca del Parlamento, que tiene una colección única de libros, parece haberse salvado de las llamas. 

El siniestro destruyó por completo la sede de la Asamblea Nacional.

«La mayor parte de los daños se sitúan sin duda en este edificio, que no va a poder ser utilizado en varios meses», indicó Carelse. 

El conjunto, que abarca una manzana completa, estaba formado por tres partes: el edificio que albergaba a la Asamblea Nacional, otra ala donde estaba la Cámara Alta denominada Consejo Nacional de las Provincias y la parte histórica más antigua, que es donde antaño se reunían los parlamentarios. 

El fuego empez en un antiguo edificio del Parlamento en horas de la madrugada
El fuego empezó en un antiguo edificio del Parlamento en horas de la madrugada.

Los presidentes de las dos cámaras y miembros del Gobierno tenían previsto reunirse en breve para hacer un primer balance de la situación.

El fuego se inició ayer en la madrugada local en el antiguo edificio del Parlamento, donde se encontraban las salas cubiertas de maderas preciosas y los escaños de los diputados.

Las partes más recientes del edificio datan de 1920 y 1980.

Según los primeros elementos de la investigación, el incendio tuvo dos focos.

Además, el cierre de una toma de agua impidió funcionar correctamente al sistema de extinción automática. 

Un informe será remitido en las próximas 24 horas al presidente Cyril Ramaphosa, que ayer acudió al lugar del incendio.

La policía informó que inculpó al sospechoso que fue detenido dentro del recinto del Parlamento. 

El hombre -que comparecerá mañana- fue procesado por cargos de «allanamiento de morada» e «incendio criminal» y además será juzgado por haber atentado contra una propiedad del Estado, precisó en un comunicado la unidad de élite de la policía sudafricana. 

Esta la segunda vez en menos de un año que el Parlamento es dañado por las llamas.

En marzo se declaró un incendio que fue rápidamente controlado.

En este enorme edificio victoriano, de ladrillo rojo y fachada blanca, el último presidente de la era del apartheid, Frederik de Klerk, había anunciado en febrero de 1990 el fin del régimen racista.

En Sudáfrica Ciudad del Cabo alberga al Parlamento, mientras que el Gobierno tiene su sede en Pretoria, en el noreste del país. La Corte Suprema se ubica en la ciudad central de Bloemfontein.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *