Una mujer policía chocó contra una escuela mientras manejaba borracha. La agente perdió el control de su vehículo, un Peugeot 207, y terminó contra el paredón de la Escuela Primaria Nº 72, en la esquina de Huaura y Rufino Rojas, en Bahía Blanca.

El accidente ocurrió en la noche del sábado y la protagonista fue Alicia Flores, de 31 años, quien pese al tremendo impacto no sufrió heridas.

A la mujer se le hicieron dos controles de alcoholemia y resultaron positivos: 2,90 gramos de alcohol por litro de sangre la primera prueba y 2,70 la segunda, cuando el límite permitido es de 0,50.

A la efectivo se le secuestró el vehículo, se le aplicó una multa y analizan mayores sanciones. Personal de Tránsito, los bomberos del cuartel Alberdi y la guardia de Defensa Civil trabajaron durante 45 minutos para poder retirar el rodado de la vereda.