Ahora el conflicto estalló entre los intendentes del macrismo

La pelea interna de Juntos por el Cambio continúa

Imagen: NA

La interna entre el ala dialoguista y la línea dura de Juntos por el Cambios tuvo un nuevo capítulo esta semana. Si bien parecía que se imponía el sector dialoguista que representan los intendentes como Néstor Grindetti (Lanús), Diego Valenzuela (Tres de Febrero) y Jorge Macri (Vicente López), que estos días se mostraron “trabajando codo a codo” con el presidente Alberto Fernández. Sin embargo, no todos los jefes comunales de JxC piensan igual. Por caso, el responsable de los tarifazos y ahora intendente de Capitán Sarmiento, Javier Iguacel, criticó fuerte al Gobierno nacional por el decreto que autoriza a los jefes municipales a controlar los precios.

Un Presidente que se ponga a hablar mano a mano con un intendente opositor y pregunte cómo están trabajando, es poco común”, destacaban fuentes cercanas a estos funcionarios de Juntos por el Cambio. Incluso, algunos se atreven a reconocer que “con ‘otros’ esto no pasaba”.

Sin embargo, esta armonía de los macristas que tienen la responsabilidad de gobernar no es homogénea. Por caso, el que reapareció mostrándose crítico al Gobierno nacional, fue el jefe municipal de Capitán Sarmiento, Javier Iguacel, uno de los responsables de los tarifazos que sufrió la Argentina durante el gobierno macrista.

“Si imprime papelitos no hay manera de poder ayudarlo. No le quite el hombro a la jeringa“, le dijo Iguacel al Presidente, través de Twitter para dejar en claro su rechazo al DNU que permite que los municipios controlen los precios.  También acusó al Presidente de quitarle a los municipios los respiradores de los hospitales zonales.

“Si quieren hacer política partidaria, que esperen el año que viene”, deslizaron desde el Gobierno de la Ciudad que trabaja a diario con los funcionarios del Gobierno nacional en la coordinación de la lucha contra el Coronavirus. “Que se haga cargo de gobernar y no joda“, agregaron.

Este fuego interno no se quedó en la Provincia de Buenos Aires y se elevó a la mesa nacional de Juntos por el Cambio. El ex presidente Mauricio Macri quedó entre los dos fuegos. “Erróneamente se volvió a rodear de los mismos”, dicen desde el ala conciliadora. A su vez, los más extremistas le reclaman que defina una postura. En lo que sí coinciden ambos sectores es que la relación de la alianza opositora está herida. “Jorge (Macri) con Marcos ya ni se pelean. Ni siquiera se hablan, directamente”, deslizó a Página/12 una fuente cercana al intendente de Vicente López.

Una de las principales preocupaciones de este grupo de jefes municipales es que las medidas que tome la conducción de Juntos por el Cambio dinamiten la buena relación que mantienen con el gobernador Kicillof y con el presidente Fernández. “No hay espacio para peleas. Esto no es joda”, sostienen. 

El que relató esta fuerte división fue el propio Presidente: “Con todos los intendentes del Gran Buenos Aires lo único que he recibido es colaboración y ayuda. También del jefe de Gobierno. Pero hay una oposición que llena las redes sociales con difamaciones, con insultos, que tratan de levantar a la gente en un momento donde todos tendríamos que estar unidos“.

Informe: Antonio Riccobene

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *