Con la excusa de la emergencia, Larreta quiere tomar más deuda 

Habrá una sesión presencial en la Legislatura para tratar el proyecto

El Gobierno porteño quiere duplicar la deuda a proveedores, llevándola a 18.000 millones de pesos, y colocar otro bono por 150 millones de dólares.
Imagen: NA

El jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta planea avanzar con la toma de deuda porteña, argumentando que la crisis por el Covid-19 hará bajar la recaudación y que hay que atender la emergencia. El martes la Legislatura sesionará de forma presencial para tratar dos proyectos que envió el Ejecutivo porteño: en el primero, amplían el pago a proveedores de 9000 a 18.000 millones de pesos, es decir, al doble. En el segundo, abren la colocación de un nuevo bono por 150 millones de dólares para la atención de la emergencia sanitaria. Desde los bloques opositores había debate sobre la pertinencia de esta deuda, cuando podrían reasignar partidas de espectáculos deportivos o culturales que no se están realizando o de la refacción de veredas, por citar dos ejemplos. También habrá debate sobre cómo se controlan esos fondos.

Los dos proyectos que ingresaron a la Legislatura serán tratados el martes en una sesión que será presencial. Para eso se estaba acondicionando otro espacio dentro de la Legislatura, más amplio, para cumplir con las distancias entre los legisladores. El Gobierno porteño envió dos proyectos de toma de deuda:

El que está destinado a la emergencia sanitaria pide autorización para colocar un bono de hasta 150 millones de dólares, con un plazo de amortización mínimo de un año. Según especificaron en el Ministerio de Hacienda porteño, ese dinero tendrá unicamente ese fin y no podrá ser utilizado para obra pública ni para otras funciones. También indicaron que buscarán colocarlo a través del Banco Mundial o del CAF (Banco de Desarrollo de América Latina).

Un segundo proyecto propone duplicar el monto de deuda con proveedores, que pasaría así de 9000 a 18.000 millones de pesos. Como argumento principal, citan la caída de la recaudación que se prevé por la retracción económica debido al aislamiento social obligatorio por la pandemia.

Los dos proyectos de ley llevan la firma de Larreta, de su jefe de Gabinete, Felipe Miguel, y de su ministro de Hacienda, Martín Mura.

La sala que se está acondicionando en la Legislatura para la seción presencial. 

En la sesión también se tratarían los tres DNU que dictó Larreta en el marco de la emergencia sanitaria, que incluyen la declaración de la emergencia y el aislamiento, las multas por violar la cuarentena y la extensión hasta después de Semana Santa, en sintonía con lo que dispuso el Gobierno nacional. Y un cuarto DNU que prorrogó las licencias de conducir, VTV y otros trámites.

En los bloques opositores había un debate sobre qué posición plantear con respecto al pedido de mayor endeudamiento. Si bien algunos sectores consideran lógico que el Gobierno porteño requiera más recursos por la emergencia y la caída en la recaudación, se preguntan si la toma de más deuda es el único camino. “La deuda ya se multiplicó de 500 millones en 2007 a 3000 y cada vez pesan más los intereses”, alertan en el bloque del Frente de Todos sobre un tema que se discutió arduamente cuando Mauricio Macri era jefe de Gobierno: en sus ocho años, la deuda se multiplicó por cinco y aumentó la deuda denominada en dólares. Cuando en 2018 se agotó el ciclo de endeudamiento, Larreta recurrió a la venta de terrenos públicos, que continuó en forma sostenida durante 2019.

Para obtener recursos para la pandemia -señalan los opositores- el Gobierno porteño podría recurrir a reasignar otras partidas, algo que seguramente plantearán algunos legisladores durante la sesión. De todas formas, todavía no había una posición unificada en los bloques mayoritarios en la oposición. Tras el encuentro que tuvieron con Larreta, el ánimo de los distintos bloques opositores fue de buscar formas de cooperar, por lo que quizás algunos recurran a abstenerse.

Otro de los temas que estará en discusión es de qué manera se hará el control de los gastos, si se aprueba el bono de 150 millones de dólares, para que sean destinados específicamente a la crisis del coronavirus. Todo esto se debatirá en la Legislatura en una sesión en plena pandemia para discutir, antes que otros temas, el del endeudamiento porteño.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *