El gobierno de Hong Kong entregará 650 dólares a quienes se contagien coronavirus

Hong Kong busca incentivar que sus ciudadanos se sometan a pruebas para así poder realizar una detección y detener posibles brotes de contagios de coronavirus. Las pruebas serán obligatorias para personas de riesgo y taxistas.

Desde el inicio de la pandemia, el país tuvo 5702 casos positivos y 108 personas fallecieron.

Através de este incentivo, autoridades de Hong Kong anunciaron que entregrarán un pago único de casi USD 650 a cualquier ciudadano que dé positivo por coronavirus. La medida, busca que la población se someta a las pruebas, según explicó la secretaria de Sanidad del territorio, Sophia Chan.

A la espera de que la Oficina de Trabajo y Bienestar Social anuncie más detalles, Chan adelantó este pago de 5.000 dólares hongkoneses en una entrevista con la cadena RTHK, antes de confirmar los preparativos para la apertura de cinco nuevos centros de pruebas en el territorio, que se sumarán a los cuatro ya operativos.

La estrategia apunta a rastrear los casos y ubicar los brotes con rapidez, pero en el peor de los casos este incentivo podría causar un “efecto cobra”. El término proviene de una anécdota en los tiempos de la dominación británica en la India colonial, cuando el gobierno británico estaba preocupado por el número de cobras venenosas y empezó a pagar recompensas por cada serpiente muerta. Y aunque comenzó siendo efectiva, con el tiempo empezaron a proliferar los criaderos de cobras y el incentivo debió ser cancelado.

 

Chan, también confirmó la entrada en vigor de una medida sin precedentes hasta el momento: la imposición de pruebas obligatorias a diferentes grupos de población, comenzando por los asistentes a cualquiera de los 14 clubes de baile vinculados a la reciente aparición de un brote de 32 casos.

Dada la situación, las autoridades aplazaron durante dos semanas la entrada en vigor de la llamada “burbuja de viaje” entre Hong Kong y Singapur que permitía, en principio, un desplazamiento con pocas dificultades entre ambos destinos. La decisión es un duro golpe tanto para las industrias turísticas de ambas ciudades como para otros países que esperaban que este proyecto pudiera ser un modelo a imitar durante la pandemia.

Hong Kong registró el pasado domingo 68 nuevos casos, la cifra más alta en tres meses, entre ellos 13 casos de transmisión local cuya fuente no se pudo identificar, aunque se teme que se trate de uno de los mencionados “eventos de supercontagios”.

Desde el inicio de la pandemia, el país tuvo 5702 casos positivos y 108 personas fallecieron.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *