¿Por qué es fundamental el buen uso del cinturón de seguridad en embarazadas?

Hay muchos mitos y temores en la Argentina y Mendoza con respecto a la utilización del cinturón de seguridad en embarazadas. Sin embargo, las recomendaciones de expertos a nivel nacional y mundial son claras y no dejan lugar a dudas: el cinturón usado correctamente en estos casos, es vital para preservar la vida de las madres y del futuro bebé.

Sucede muchas veces que la incomodidad y la falta de información correcta son las excusas más frecuentes que utilizan las futuras madres para no usar el cinturón. Pero gran parte de estas ideas se fundamentan en estudios antiguos, ya que está comprobado que la mayoría de los daños y los más graves siguen produciéndose en aquellas mujeres que no llevaban puesto el cinturón de seguridad.

Frente a este panorama, desde la Unidad Ejecutiva de Seguridad Vial, dependiente de la Secretaría de Servicios Públicos de Mendoza, señalan algunos puntos fundamentales para tener en cuenta con respecto al uso del cinturón de seguridad en embarazadas y cómo se debe implementar.

Es que la mejor manera de resguardar al feto es proteger a la madre, y la mejor defensa dentro del vehículo es el cinturón. En este caso la banda inferior pélvica (la cinta horizontal) del cinturón debe quedar lo más baja posible y bien ceñida a la pelvis, y nunca sobre el estómago ni el vientre.

La panza debe quedar libre para que, en caso de siniestro, el cinturón actúe sobre la pelvis y no sobre el útero directamente. La banda superior torácica (la cinta vertical oblicua) debe bajar cruzando el centro del hombro entre los senos y sobre el esternón, evitando que quede situada encima de únicamente uno de ellos.

Luego, acomodarlo por sobre las costillas por fuera del vientre para que no ejerza presión sobre éste. En el tercer trimestre del embarazo se recomienda viajar en el asiento de atrás.

 Claves sobre el cinturón de seguridad en embarazadas

  • Las futuras mamás deben colocarse correctamente el cinturón, tanto en las plazas delanteras como en las traseras. La norma básica es no permitir que las bandas opriman el vientre.
  • El cinturón se ha de colocar con la banda inferior por debajo del abdomen sobre los muslos y ajustarlo al máximo sobre las caderas ciñendo la pelvis.
  • La banda frontal o diagonal debe pasar sobre la clavícula y entre las mamas, rodeando el abdomen y jamás por delante de éste.
  • La regulación en altura de los cinturones, presente en la mayoría de los vehículos, ayudará a conseguir el reglaje más cómodo.
  • Por supuesto, nunca se debe llevar la banda torácica detrás de la espalda ni bajo el brazo o la axila.
  • No hay que sentarse sobre la banda inferior, pues esto garantiza la absoluta ineficacia del sistema, y hay que eliminar, en la medida de lo posible, las holguras en el cinturón de seguridad.
  • Igualmente, se debe evitar la colocación de almohadones sobre el asiento o entre éste y la espalda. Estos consejos son válidos para todos los conductores.
  • El cinturón debe utilizarse tanto si se viaja en los asientos delanteros como en los posteriores, y también en los colectivos o minibuses.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *