Guaymallén y sus artistas maestros: un 12 de julio nacía Alberto Rodríguez

Una vez más, Guaymallén pone en valor a los artistas que fueron parte de la historia del departamento y han dejado un gran legado para la cultura mendocina. En esta ocasión, el municipio rinde homenaje al destacado músico e investigador Alberto Rodríguez, al cumplirse un nuevo aniversario de su natalicio.
Rodríguez nació el 12 de julio de 1900, en la zona conocida como la Media Luna, en Pedro Molina, Guaymallén. Además de músico y compositor, fue el primer recopilador de la música popular de Cuyo, por más de cuatro décadas.
Tuvo un vínculo muy cercano con la Municipalidad de Guaymallén, ya que iba en forma asidua al Museo Municipal Molina Pico a interpretar sus composiciones en el piano que allí se encuentra.
En 1920 creó la Orquesta Típica Buenos Aires, siendo la primera orquesta de tango en Mendoza. Su repertorio principal se componía de tangos de la vieja guardia. 
En 1932, llegó a Buenos Aires con su conjunto de música nativa Los Andinos. Allí conoció personalmente al Dr. Ricardo Rojas, por entonces rector de la Universidad de Buenos Aires, y al musicólogo Carlos Vega, quienes le pidieron que cediera el material que había colectado, compuesto por más de 1000 melodías, y que ampliara la investigación en el área de la música, con el objeto de ser incorporada en la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Buenos Aires.
Es referente para la investigación de la tonada cuyana, debido a la recopilación de campo de las distintas formas literarias y musicales de las tonadas del siglo XIX. Asimismo, es el único que reunió información e investigó las danzas cuyanas de ese mismo siglo. 
Fue socio fundador de la Sociedad Argentina de Autores y Compositores de Música (SADAIC). En el año 1938 publicó “Cancionero Cuyano”, su primer libro sobre documentación de la música popular de Cuyo, único en su género en la región. Se distinguió por sus investigaciones en torno al origen árabe andaluz de la tonada cuyana. 
En 1949 fue designado miembro del Primer Congreso Nacional de Folklore por la Secretaría de Cultura de la Nación. El mismo año dirigió la Primera Orquesta Sinfónica de Música Nativa, integrada por músicos, coreógrafos y bailarines del Teatro Colón de Buenos Aires. 
Fue artista exclusivo de las radios El Mundo, Rivadavia, Belgrano y Nacional Buenos Aires, donde tuvo a cargo el Primer Departamento de Folklore. Realizó diversas giras por las provincias de Argentina y otros países, como Chile, Bolivia, Perú y México. Además, tuvo la oportunidad de presentar el Cancionero Cuyano en varios lugares de Europa. 
Entre los años 1950 y 1990, representó a Mendoza en diversos congresos, simposios, ateneos, encuentros nacionales e internacionales de folklore.
En 1958 dirigió el Retablo Folklórico en el Anfiteatro Frank Romero Day, con motivo de la inauguración del mismo, donde debutó como recitador Armando Tejada Gómez. 
En 1959 fue nombrado director de Radio Nacional Mendoza, cargo que ejerció hasta 1965.
En 1961 fundó el Instituto de Investigación y Divulgación del Folklore Cuyano, donde trabajó en conjunto con la Dirección General de Escuelas para incluir la enseñanza de este género en el ámbito de la educación provincial. 
En 1994, don Alberto Rodríguez fue nombrado Ciudadano Ilustre de Guaymallén, y SADAIC le otorgó el Gran Premio Nacional de Folklore. Ese mismo año, la Universidad Nacional de Cuyo lo distinguió con el título de Doctor Honoris Causa por su aporte a la cultura popular, y en el año 1997, una escuela de Guaymallén fue bautizada con su nombre.
Falleció el 18 de agosto de 1997, dejando una extensa y profusa obra, entre la que se destaca: “Cancionero Cuyano” (1938); “Canciones de mi tierra” (1943); “Danzas y canciones nativas para el niño y el hombre” (1944); “Voces de la Cordillera” (1946); “Nuestro folklore” (1968), galardonado con el Premio Bienal del Ministerio de Cultura y Educación; “Cuyo canta” (1971); “Danzas y canciones de Cuyo” (1977); “Álbum y ritmos de Cuyo para guitarra” (entre 1977 y 1979); “Cuyo canta en la escuela” (1980); “Danzas folklóricas cuyanas del siglo XIX” y “Manual de folklore cuyano” (1990). 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *