Guzmán: «Si el crecimiento económico no es compartido, no es progreso»

 RENTA INESPERADA

Frente a un auditorio integrado por los principales empresarios de la Argentina, el ministro de Economía defendió la iniciativa que impulsa el gobierno para gravar la «renta inesperada producto de la guerra» entre Rusia y Ucrania. «Tenemos que construir colectivamente una sociedad que sea más justa», destacó. También se refierió a la importancia de las exportaciones y de la inflación.

El ministro habl ante los principales empresarios del pas que conforman el denominado Foro Llao Llao Foto Prensa
El ministro habló ante los principales empresarios del país que conforman el denominado Foro Llao Llao / Foto: Prensa.

El ministro de Economía, Martín Guzmán, aseguró este viernes que «si el crecimiento económico no es compartido, no es progreso», al defender el proyecto de ley que el Gobierno impulsa para gravar la «renta inesperada producto de la guerra» entre Rusia y Ucrania.

«Una sociedad que en serio no busca encontrar mecanismos para crecer en forma equitativa va a estar condenada a la ausencia de progreso«, afirmó Guzmán ante un auditorio compuesto por los principales empresarios del país que conforman el denominado Foro Llao Llao.

Según el titular del Palacio de Hacienda, «cada vez que Argentina tuvo un período en el cual hubo un crecimiento económico que no se distribuyó de forma razonable, no se pudo sostener en el tiempo».

«Tenemos que construir colectivamente una sociedad que sea más justa, que tenga una distribución en donde el crecimiento se comparta al mismo tiempo en el que se alienta a la inversión», consideró el funcionario durante un encuentro realizado esta mañana en el Hotel Llao Llao, en Bariloche.

Asimismo, planteó que se trata de «una situación excepcional, que nos genera un problema como sociedad, un problema distributivo. Esto se debe hacer de una forma que no desaliente la inversión, sino que la aliente«.

«No solamente se busca identificar, sino que, si ese mismo componente se reinvierte, la contribución sería menor, buscando alentar la reinversión de esa renta», completó.

En su exposición, Guzmán resaltó que «el producto creció 10,3%, algo que superó cualquier proyección; era muy difícil encontrar espacios en donde se pronosticase que la Argentina iba a tener una recuperación de tal envergadura».

Asimismo, recalcó el crecimiento de 32,9% en la inversión en 2021 y el alza fuerte del empleo, casi 1.200.000 puestos de trabajo creados en 2021, con la consecuente baja de 7% en la tasa de desempleo tras el estímulo trazado de 13,1% a medidos de 2020.

Para crecer de forma sostenida, consideró también necesario que las exportaciones crezcan.

Durante el encuentro, en el que los empresarios también formularon preguntas, el ministro dijo que «la inflación es un problema para el funcionamiento de todo el sistema económico y es una ocupación central de la agenda de la política económica«.

Tras lo cual subrayó que «no es que la inflación se baja simplemente contrayendo la política monetaria, simplemente dejando de emitir. ¿Hay que bajar la emisión? Por supuesto. Y eso es lo que estamos haciendo».

Guzmán también abordó el tema de los subsidios: «Los subsidios excesivos generan un problema para el funcionamiento de todo el sistema económico, y eso hay que bajarlo», dijo el ministro.

Sobre el acuerdo con el FMI, el titular del Palacio de Hacienda afirmó que «tenemos el compromiso de cumplir el programa, y eso es lo que venimos haciendo; en el primer trimestre hemos cumplido los objetivos que nos trazamos en lo fiscal, en lo monetario y desde el punto de vista externo».

Con relación al dólar, admitió «el problema de la brecha», pero advirtió que «nadie puede resolverlo en un solo paso, cualquiera que diga lo contrario está mintiendo».

«Cuando escasean los dólares es cuando se limita la posibilidad de crecer; esto es lo que tenemos que entender muy bien a la hora de administrar la política económica», explicó.

Para Guzmán, en lugar de «crear un shock de confianza de inversión privada», bajar impuestos hoy es «generar más inestabilidad y debilitar a la capacidad productiva de la Argentina».

En otro orden, indicó que «se viene experimentando una fuerte reducción del déficit, al mismo tiempo que la política fiscal ha apuntalado la recuperación de la actividad económica».

«Ha sido muy importante para la Argentina poder ir transitando los procesos de resolución de deudas externas», agregó.

En el campo energético, planteó la necesidad de «complementar el capital nacional con capital internacional, por eso tenemos que tener reglas del juego y donde haya un ambiente que conduzca a un escalamiento de la inversión».

«Estamos trabajando dentro de este esquema de reglas del juego en adaptar el tema de regulaciones de capital para facilitar la entrada de capitales en el sector energético», señaló.

En ese sentido, precisó que se analiza «construir un marco normativo específico, especialmente para el GNL, enviarlo al Congreso con el apoyo de la mayor parte posible del espacio político y el sector público y privado trabajando juntos».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.