El gobierno de San Juan y el Consulado argentino con sede en la ciudad de Nueva Delhi, intervinieron diplomáticamente para conseguir la repatriación de una mujer que sufrió un engaño y un secuestro de ribetes insólitos.
Se trata de Daniela Espejo, una mujer de 31 años que se casó con un ciudadano afgano al quien conoció por la red social Facebook y que, mientras estuvo en La India, la mantuvo secuestrada durante tres meses.
Daniela Espejo es bioquímica y perito judicial de profesión. Tras realizar una especialización en Sudáfrica, se acercó a la cultura musulmana.
A través de Facebook conoció a un hombre afgano con el que se casó y se fue a vivir a la ciudad de Nueva Delhi, en La India.
Después de estar un mes de casados, comenzaron las desavenencias y el hombre la convirtió en su “propiedad”. “Esto fue un secuestro y me arrepiento de no haber indagado con quién me casé “, dijo Daniela a Canal 8 cuando llegó al aeropuerto Domingo Faustino Sarmiento.
Durante tres meses, Daniela no pudo salir a la calle. Estuvo cautiva en un reducido espacio, según comentó. Según denunció la madre de la víctima, Daniela sufrió golpes y maltratos. Allí Daniela decidió el retorno.
“El marido la violentaba psicológicamente y verbalmente, buscaba confundirla, es un manipulador”, contó al sitio sanjuan8.com la madre de la víctima, quien además afirmó que el hombre “buscó tener hijos con ella para retenerla”.
Daniela accedió a un teléfono y de inmediato llamó a su casa para pedir ayuda. En ese sentido, la familia se contactó con las autoridades del Gobierno para conseguir que la rescaten.