La Ciudad inicia el proyecto ambiental “Cosecha de agua en escuelas”

Con una reunión organizativa con autoridades del Liceo Agrícola de la UNCuyo y de la Escuela Pablo Nogués, se dio comienzo a las actividades de este programa educativo y ambiental.

La Municipalidad de la Ciudad de Mendoza, en el marco del Programa de Seguridad Hídrica, desarrollará junto a dos escuelas secundarias de la Ciudad una prueba piloto del proyecto “Cosecha de agua de lluvia” para la reutilización de esta para riego. En una primera etapa, la iniciativa se plasmará en los colegios: Liceo Agrícola y Enológico Domingo F. Sarmiento – UNCuyo y en la Escuela Técnica Nº 4-111 Ing. Pablo Nogués, ambas comprometidas con esta práctica sostenible que permite la reutilización del recurso hídrico para el riego de áreas vegetadas.

Para avanzar con la ejecución de esta propuesta, hoy se realizó una reunión con el equipo de la subsecretaría de Ambiente y Desarrollo Sostenible junto a docentes y autoridades de dichos establecimientos educativos: de la Escuela Pablo Nogués estuvo presente la Regente Patricia Villalón y las coordinadoras Raquel Ballester y Lorena Pizarro. Mientras que del Liceo Agrícola y Enológico, su directora Roxana Pulgar y la docente Carolina Barbuzza. La idea de este encuentro es comenzar a coordinar, en forma conjunta, los requerimientos para la puesta a punto de la tecnología necesaria para el adecuado desarrollo de esta práctica.

Cómo funciona “Cosecha de agua en escuelas”

La cosecha se realizará aprovechando sectores de techos con inclinación, canalizando el flujo hídrico hacia receptáculos para el almacenamiento del agua acumulada por precipitaciones. Los contenedores de agua, a su vez, contarán con dispositivos para la extracción del recurso para su aprovechamiento en riego de áreas vegetadas, consistentes en huertas agroecológicas, jardines nativos y xerófilos. De esta manera, se conectarán tres grandes líneas de acción que fomenta y facilita el municipio: el uso eficiente del recurso hídrico, la conservación de la biodiversidad y el cultivo de huertas agroecológicas.

Por tratarse de una prueba piloto, oportunamente se convocará a otros establecimientos educativos de la Ciudad que quieran participar de esta propuesta.

Fundamentos del proyecto

Actualmente el sistema hidrológico de Mendoza es vulnerable a los efectos producidos por los cambios en el uso del suelo, así como a los fenómenos meteorológicos asociados al cambio climático. Dentro de las proyecciones para nuestra provincia, en término de los efectos negativos del cambio climático, se prevén fenómenos tales como precipitaciones torrenciales y remoción de masa. Al mismo tiempo, se pronostican situaciones climáticas extremas como sequías intensas o prolongadas y eventos asociados a éstas, como incendios forestales. Asimismo, se prevé un aumento en la frecuencia e intensidad de olas de calor, con impactos más intensos en zonas urbanas, debido a efectos sinérgicos.

Dado el rol fundamental de los ecosistemas en la adaptación y mitigación de los impactos producidos por el cambio climático, sobre todo en ecosistemas vulnerables como lo son los semidesérticos, es urgente la necesidad de rediseñar la metodología, planificación y gestión de respuestas de acción climática local.

Desde el municipio de la Ciudad, se considera de gran importancia el trabajo en conjunto con el sistema educativo para incentivar y potenciar el impacto de proyectos que apunten al desarrollo sostenible.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *