Un presunto ladrón que era perseguido por la policía junto a dos cómplices se disparó en el tórax al verse cercado y murió. Antes de hacerlo, gritó que no iría más preso. El dramático caso ocurrió en la localidad de Pablo Nogués, en el partido de Malvinas Argentinas. El hecho comenzó cerca de las 13 de este domingo, cuando tres hombres abordaron a una mujer de 25 años en la calle Arroyo Seco al 700, en Pablo Nogués, para robarle un Ford Fiesta y el dinero y efectos personales que llevaba consigo.

Alertada la policía por el 911, se inició un operativo para dar con el auto. Lo divisaron patrullas del Comando distrital poco después, en la entrada a Los Polvorines de Ruta 197 y Huergo. Allí comenzó una persecución. Los sospechosos tomaron por Huergo hasta Perito Moreno. Doblaron en dirección a la comisaría de Los Polvorines y detuvieron su marcha a la altura de la calle Tres Arroyos.

El ladrón que se disparó fue llevado esposado al hospital (Tiempo de Tortuguitas).

Dos de ellos fueron detenidos en el acto: un joven de 26 años domiciliado en Grand Bourg y otro de 22 de Boulogne. La policía secuestró el auto y el dinero y efectos denunciados por la víctima.

Un tercer integrante del grupo se escapó a la carrera en dirección hacia la avenida Presidente Perón. Allí fue cercado por los efectivos. Gritó: “No voy más preso”, y se tiró dos disparos, uno en un pie y el otro en el tórax.

Antes, según figura en el reporte policial, arrojó una cuchilla contra uno de los efectivos. La policía le encontró un revólver calibre 38 y una mochila con parte del botín.

El joven, de 25 años, también oriundo de Boulogne, quedó herido de gravedad y fue trasladado al hospital de Trauma, donde murió poco después. En el lugar trabajaron peritos de la Policía Científica. Las actuaciones están a cargo de la UFI 23 de Malvinas Argentinas.