En la localidad bonaerense de Victoria, partido de San Fernando, un almacenero de nacionalidad paraguaya fue asesinado por dos malvivientes luego de resistirse al robo de su comercio.

Blanca, esposa de la víctima y testigo del crimen, reveló desgarradores detalles en diálogo con Crónica HD:  “El sábado a la noche cerrábamos el negocio y quedó una reja abierta. Cuando estábamos por salir
entraron y nos apretaron adentro”
.

“‘Esto es un asalto’, dijeron, y uno tiró un tiro que me pasó cerca de la cara. Después mi esposo, que estaba en la caja se levantó y los quería sacar para afuera. Le agarró la mano para que no tire más tiros. Yo agarré y le derramé agua porque estábamos tomando mate. Y cuando se agachó él (por su esposo), ahí le tiró el tiro acá en la cabeza”, recordó, mientras se tocaba la frente. “Estaba arrodillado y lo fusilaron”, subrayó, rompiendo en llanto.

Más tarde, imploró: “Lo único que pido es que se haga justicia. Me dejan destrozada, tengo tres hijos, una niña de 7 años”. Y señaló sobre su marido:  “Me queda el buen recuerdo de él, era una muy buena persona”.

Por último, la mujer y su hermano Néstor (cuñado de la víctima) indicaron que estaban evaluando retornar a Paraguay, de donde son oriundos, debido a los reiterados episodios de inseguridad.