“Le disparé a un negro de mierda”: dijo la ex esposa de Elmelaj y lo complicó

El juicio por el asesinato de Emir Cuattoni (15) tuvo ayer otro giro inesperado cuando Carina Villaroya, la ex pareja de Dionisio Elmelaj, lo acusó de ser el responsable del crimen.

Según su ex, Elmelaj es violento y manipulador.
Según su ex, Elmelaj es violento y manipulador.

El empresario Dionisio Elmelaj (57) no se arrepiente de haber matado a Emir Cuattoni. Eso es lo que señaló ayer su ex esposa, Carina Villaroya, quien señaló que el día del asesinato el hombre volvió a su casa y le dijo sin vueltas: “le di un tiro a un negro de mierda que le robó la bicicleta a mis hijos”.

El crimen ocurrió en 2016. Elmelaj le habría disparado al joven y luego huyó. La justicia detuvo a otra persona, y el empresario guardó silencio hasta que este año surgieron nuevas pruebas que lo involucraban. Mientras, las fuentes comentan que Elmelaj fue considerado “un héroe” por parte de sus hijos.

“Yo quiero que mis hijos aprendan lo que es la justicia” (Carina Villaroya).

“Me cuesta mucho estar acá, pero he decidido venir porque quiero que se haga justicia. Primero por el nene y su familia, y segundo para que mis hijos aprendan lo que es la justicia, lo que está bien y lo que está mal, lo que vale una vida“, dijo la señora.

Yo también perdí a mis tres hijos –añadió-. Los tengo vivos pero no los veo, no quieren verme. Ellos están seguros que su padre es un héroe por lo que hizo”.

Un día de furia

La tarde del crimen, Elmelaj salió armado en una camioneta. Lo acompañaban sus hijos, a quienes ese día les habían robado dos bicicletas. A las 19 volvieron. “Le pegué un tiro a un negro de mierda”, le comentó el hombre a su esposa. “Y nunca se arrepintió”, dijo la mujer.

“Estoy agradecida de esta mujer” (Farida Anís, madre de Emir Cuattoni).

La madre de Emir, Farida Anís, agradeció entre lágrimas la valentía de Villaroya. “Estoy totalmente agradecida de esa mujer, que haya venido a prestar declaración. Me miraba y me pedía disculpas por lo que había hecho su marido, y yo la miraba pidiéndole disculpas porque a gracias a sus ovarios de estar acá, está alejada de sus hijos“.

La situación de Elmelaj se complica cada vez más: enfrenta una pena de 30 años de cárcel, y las pruebas en su contra se acumulan.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *