Liberaron a un bodeguero acusado de abuso sexual

Francesco Falasco (25), vinculado a Los Haroldos, fue denunciado por una amiga. El hecho habría ocurrido durante un after

Francesco Falasco, el acusado.
Francesco Falasco, el acusado.

Franceso Falasco está acusado de abusar de una joven durante una fiesta. Por eso cumplía prisión domiciliaria y enfrentaba un juicio por “abuso sexual gravemente ultrajante”. Sin embargo este viernes la justicia mendocina decidió cambiar la carátula de la causa a “abuso sexual simple” y lo liberó.

La víctima dice que estaban dormidos: “al abrir los ojos, lo tenía encima mío”, sostiene.

Todo comenzó el 11 de mayo, cuando Falasco y una chica se encontraban en un after. En cierto momento, según la víctima, ambos se quedaron dormidos en un sillón. Pero la joven dice que cuando volvió a abrir los ojos tenía al hombre encima, por lo que comenzó a atacarlo y logró escapar.

Falasco aduce que no estaban dormidos. Es más: insiste en que se besaban tranquilamente hasta que él quiso quitarle los pantalones a la muchacha, a lo que ella respondió con patadas. Para complicar más la historia, los peritajes mostraron que en el pantalón de la mujer, sobre la parte trasera, había saliva del acusado.

Pugna judicial

La fiscal de Delitos Sexuales, María de las Mercedes Moya, opina que Falasco cometió un “abuso sexual gravemente ultrajante”, lo que implica que había un sometimiento hacia la víctima. Por su ataque el joven enfrentaba penas de entre 4 y 10 años de cárcel.

Pero, al menos por ahora, la defensa le ganó la pulseada. Roberto Lavado, abogado de Falasco, consiguió que el incidente se califique como un “abuso sexual simple”. Eso  implica condenas de entre 6 meses y 4 años de cárcel, lo que lo convierte en un delito excarcelable. En consecuencia, su cliente estará en libertad mientras continúa la investigación.

En síntesis, el juez Diego Lusverti accedió a los pedidos de Falasco. Y mientras la bronca se expande por las redes sociales, una parte de la aristocracia mendocina comenta las novedades por lo bajo: es que el denunciado pertenece a la familia que posee Bodega Los Haroldos, una importante empresa local con sede en el departamento de San Martín.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *