El crimen se concretó en las calles Polleo y Santa Cruz.

Un joven de 23 años fue asesinado de un balazo por dos delincuentes que intentaron robarle el celular y la mochila en la localidad bonaerense de Rafael CastilloLa Matanza. Aunque la víctima cobró la conciencia luego de que le amputaran una pierna y hasta pudo dedicarle unas palabras a su novia, falleció 22 días después del ataque en el Hospital Paroissien de Isidro Casanova. Por el caso, hay un solo detenido.

Claudio Esteban Morán de 23 años estaba a punto de encontrarse con un amigo para ir juntos al trabajo cuando dos delincuentes lo atacaron para robarle el celular y la mochila en las calles Polleo y Santa Cruz. El afectado intentó resistirse y recibió un balazo en un glúteo.

Aseguran que Celis se dio a la fuga con su novia.

El hecho fue presenciado por tres testigos que reconocieron a los asaltantes. La policía detuvo a uno de los acusados, Marcos Espeche. El restante, Jonathan Celis, se dio a la fuga con su novia, según denunciaron familiares a Crónica.

Detenido por el crimen.

Una semana después del ataque, profesionales de la salud debieron amputarle una pierna a la víctima. Luego, el afectado cobró la conciencia, pudo hablar con su novia, le dijo cuánto la amaba y le solicitó querer fumar. Sin embargo, a los 22 días de estar internado, falleció.

La familia manifestó a nuestro medio: “Estamos destrozados, queremos que se haga Justicia porque uno de los asesinos se dio a la fuga con la novia”. El caso está a cargo de la Comisaría San Carlos de la localidad bonaerense de La Matanza.