Mes de la Inclusión: Desarrollo Social abordó la adhesión a la Ley nacional de asistencia de perros guías a personas con discapacidad visual

La comisión de Desarrollo Social, que preside Marcela Fernández (UCR), inició hoy el análisis de diversos proyectos relacionados con discapacidad, en el marco del mes de la Inclusión.  Para ello, convocó a la directora de Atención de Personas con Discapacidad de la provincia, Gabriela Juárez, a quien consultó, entre otros temas, por la adhesión de Mendoza a la ley Nacional 26858.

La Ley nacional a la que propone adherir este proyecto del diputado MC y actual senador Pablo Priore (PRO), tiene por objeto asegurar el derecho al acceso y permanencia de las personas con discapacidad visual en lugares públicos y privados de acceso público y a los servicios de transporte público en sus diversas modalidades, acompañada por un perro guía o de asistencia.

Según sostiene Priore, “en nuestro país las personas con discapacidad a través de la ley 26858 pueden entrar y permanecer con su perro guía en establecimientos gastronómicos, restaurantes, locales comerciales, oficinas del sector público y privado, lugares de ocio y tiempo libre, clubes deportivos, centros culturales, establecimientos de enseñanza pública o privada, establecimientos religiosos, centros sanitarios y asistenciales, hoteles, albergues, campamentos, apartamentos, balnearios, campings y establecimientos en general destinados al turismo, transporte de pasajeros y a las áreas de uso público en las terminales o estaciones y cualquier otro lugar, local o establecimiento público y privado de acceso público”.

No obstante, “pese a que se regula esto a nivel nacional, son muchísimos los casos donde las personas no videntes no pueden ingresar a  ciertos lugares con sus perros guía, siendo un inconveniente para los mismos”, señala.

En tal sentido, Juárez señaló que la temática no es simple, porque implica “todo un proceso de acompañamiento de adiestradores para fortalecer la relación” pero además, conlleva una serie de elementos a los que también hay que considerar como es el tipo de alimentación de esos perros, los cuidados específicos. “Es mucho más complejo que simplemente buscar un perro guía”.

Además, indicó que “es Importante la Ley Nacional pero en cuanto a su instrumentación falta pulirla. La duda está en si las obras sociales van a cubrirlo, qué pasa con los que no tienen recursos, qué garantías vamos a tener” de que esta Ley realmente pueda ser aplicada.

Por otra parte, sostuvo que los perros guías en muchas ocasiones no son sólo utilizados por personas con discapacidad visual, sino que incluso son recomendados en algunas terapias por ejemplo, para personas autistas. “Es una normativa que implica una evaluación pormenorizada de cada caso y analizar estos elementos que, como dije, faltan pulir de la legislación nacional”.

Por su parte, Marcela Fernández señaló que se pedirá opinión a asociaciones que se dedican a esta temática, como la Asociación Braille de Mendoza, como así también se analizará en profundidad la Ley Nacional sobre todo, en relación al rol de las obras sociales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *