Siguen las contradicciones, lógicas dado el estado del cantante. El abogado de Pity Álvarez no era el abogado y su victima, que aseguró no era su amigo, tenia una foto abrazado con él en su celular.

“Sufre un síndrome de abstinencia fuertísimo y corre riesgo su vida”, dijo el abogado Sebastián Queijeiro, quien lo defendió en otras causas, decía que lo hacia en esta aunque aún Álvarez no había firmado el consentimiento y antes de que lo haga renunció. Lo sigue representado un defensor oficial Santiago Ottaviano. La madre del músico había negado que Queijeiro fuera el abogado.

Según Queijeiro renunció a la defensa, alegando que dado el estado salud de Pity, él no puede seguir con su trabajo. “En el estado en el que está no puede firmar ningún papel, no está en condiciones”, manifestó. Claudio Calabresi, el representante Cristina Congiú, la madre del cantante, desmintió que Queijeiro haya sido el representante legal de la causa. “Nunca estuvo acreditado”, dijo.

El ex líder de Viejas Locas fue trasladado al hospital de la cárcel en la que está detenido por el crimen de Cristian Diaz cometido en Villa LuganoSe conoció una nueva foto en la que se lo ve a los dos abrazados. El músico en sus declaraciones publicas dijo que se conocían, pero que no eran amigos y que se sintió atacado por la víctima.

Pity continúa sedado e internado en el hospital penitenciario, en donde le realizan controles médicos de presión y cardiológicos, por un problema de hipertensión. Cristina, la madre del músico, aseguró a la prensa, que “está controlado y lo están evaluando y estabilizando“. El viernes pasado, segundos antes de entregarse en la comisaría 52 del barrio de Villa Lugano, el cantante confesó ante un gran número de periodistas que él había sido el autor del crimen. Era él o yo, admitió.

Pero no fueron sus únicas palabras frente a las cámaras. Al ser consultado si conocía al hombre al que un día antes había asesinado de varios disparos, Pity Álvarez no dudó en su respuesta. “No éramos amigos. No, nada que ver“. Pero ese mismo días surgieron fotos, pero ahora se dio a conocer una en la que se ve al músico abrazado a Díaz y posando para la cámara.

Si bien no confirma que sea un vínculo fuerte entre ambos (pudo haber sido una foto ocasional como las que se saca cualquier famoso), la imagen sí prueba que por lo menos se habían visto previamente. Ahora falta determinar qué tan profunda era la relación. La foto, hallada en el celular de la víctima, y seguramente se pedirá que se agregue al expediente.

Diaz no cuenta con antecedentes. Estaba en el barrio para visitar a su hija de 16 años. Los que pudieron establecer los investigadores es que hubo una discusión con el ex líder de Intoxicados y Viejas Locas que terminó cuando el músico disparó..”Él era un pibe que choreaba“, fue otra de las frases de Álvarez ante los medios. La Policía confirmó que ni siquiera portaba un arma al momento de ser asesinado.