Sondeos de boca de urna ofrecen resultados contradictorios en Ecuador y confirman pronóstico parejo

“Son proyecciones estadísticas con margen de error y no reflejan el resultado de la totalidad de los votos consignados por los ecuatorianos en las urnas”, aclaró el máximo órgano electoral de Ecuador.

Hay fuerte paridad en los bocas de urnas del balotaje ecuatoriano

Hay fuerte paridad en los bocas de urnas del balotaje ecuatoriano

Dos sondeos de boca de urna ofrecieron este domingo en Ecuador resultados contradictorios que confirmaron el pronóstico parejo para el balotaje presidencial: según la encuestadora Clima Social, el candidato correísta Andrés Arauz ganaría por 50,8% a 49,2% al exbanquero Guillermo Lasso, mientras que la empresa Cedatos puso primero al líder de derecha con un posible 53,24% frente al potencial 46,76% del joven economista.

Apenas minutos antes de que se conocieran estos sondeos, el Consejo Nacional Electoral (CNE) había advertido en un comunicado que estas cifras no oficiales no tienen ningún valor legal ni relación con el escrutinio oficial, que recién se empezará a publicar a las 19 (21 hora argentina).

Se votó en una jornada ordenada y tranquila en Ecuador

Se votó en una jornada ordenada y tranquila en Ecuador

“Son proyecciones estadísticas con margen de error y no reflejan el resultado de la totalidad de los votos consignados por los ecuatorianos en las urnas”, aclaró el máximo órgano electoral de Ecuador, según publicó el diario local El Universo.

En diálogo con Télam, la coordinadora del equipo de observación electoral de la Conferencia Permanente de Partidos Políticos de América Latina y el Caribe (Copppal), la argentina Dolores Gandulfo, también advirtió sobre el efecto que pueden crear estas encuestas de boca de urna en el imaginario social antes que se conozcan los resultados oficiales.

“En Ecuador, hay empresas autorizadas a publicar sondeos de boca de urna, una de ella, Cedatos, preocupa históricamente al correismo porque en 2017 dio ganador a Lasso en vez de a Lenin Moreno y eso despertó un relato de fraude” en contra del entonces candidato correista, que finalmente ganó el escrutinio oficial, explicó la observadora electoral, que no llegó a viajar a Quito, como planeaba, pero coordinó la misión de la Copppal desde Buenos Aires.

“El temor del correismo es que, como los medios están bastante blindados en su contra, empiecen a circular la tendencia de Cedatos y ello instale en el imaginario una idea de que Lasso gana, aún cuando los resultados sean muy estrechos y posiblemente no hayan resultados oficiales más definitivos hasta mañana o más tarde”, agregó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *