Tormenta Usman sigue arrasando Filipinas: 126 muertos

Además de las víctimas fatales, 624.000 personas se vieron afectadas o sufrieron daños, según informó el Consejo Nacional para la Gestión de Reducción de Desastres Naturales. En tanto, Indonesia sufrió un terremoto de 6,6 grados.

Las personas abandonan sus casas y se dirigen hacia sitios seguros.
Las personas abandonan sus casas y se dirigen hacia sitios seguros.

Al menos 126 personas murieron y 26 siguen desaparecidas tras el paso de la tormenta tropical Usman por Filipinas, informó este domingo el Consejo Nacional para la Gestión y la Reducción de Desastres Naturales local (Ndrrmc). 

El organismo detalló que además, más de 624.000 personas se vieron afectadas o sufrieron los daños ocasionados por la tormenta.

Usman recorrió Filipinas en Navidad y causó estragos en la región administrativa de Mimaropa, en las Visayas Orientales y en Bicol. 

Asimismo, más de 100 carreteras y una decena de puentes sufrieron daños y numerosos campos de cultivo quedaron anegados, informó la cadena filipina ABS-CBN. 

Según fuentes, fue el desastre natural “más destructivo de 2018”, señaló el Ndrrmc, que recordó que el pasado mes de septiembre la zona había sido castigada por el tifón Mangkhut, que dejó 82 muertos en Luzón Norte.

Filipinas sufre una media de 20 tormentas tropicales al año, y las más fuertes suelen ocurrir a final de año. 

Por otro lado, un terremoto de 6,6 grados de magnitud en la escala de Richter se registró durante esta jornada a 74 kilómetros al noroeste de la ciudad indonesa de Ternate, en el archipiélago de las Molucas, informó el Instituto Geológico de Estados Unidos (USGS, por sus siglas en inglés), que registra la actividad sísmica en todo el mundo.

El movimiento telúrico se verificó a una profundidad de 60,5 kilómetros y, según el Centro de Alerta de Tsunamis del Pacífico, no había aún alerta sobre un fenómeno de ese tipo, señala un despacho de Ansa.

Un primer reporte del USGS hablaba de un terremoto de magnitud 7 a una profundidad de 10 kilómetros. 
El 22 de diciembre último un tsunami originado por la actividad del volcán Anak Krakatoa en el estrecho de Sonda, que separa las islas de Java y Sumatra, causó la muerte de 426 personas, más de 20 desapariciones, 7.2022 heridos y 40.386 desplazados.

Indonesia se asienta sobre el llamado Anillo de Fuego del Pacífico, una zona de gran actividad sísmica y volcánica en la que cada año se registran cerca de 7.000 terremotos, la mayoría moderados. 

El peor terremoto registrado en Indonesia este siglo ocurrió en 2004 en la isla de Sumatra y fue tan fuerte que causó un tsunami que causó la muerte de 280.000 personas en una docena de países rodeados por el Océano Indico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *