Tras las detenciones de López y De Sousa, La Cámpora sorprendió con un duro comunicado

Tras las detenciones de López y De Sousa, La Cámpora sorprendió con un duro comunicado

Fuera del registro habitual de las declaraciones políticas cuando hay novedades en las causas judiciales que involucran a empresarios de medios, La Cámpora salió a fustigar duramente las detenciones de Cristóbal López y Fabián de Sousa.

En un comunicado que publicó en su web, la agrupación conducida por el diputado Máximo Kirchner afirmó: “Las detenciones de los empresarios Cristóbal López y Fabián De Souza consolidan el hostigamiento y la persecución que viene sufriendo el Grupo de Medios Indalo desde que Mauricio Macri asumió la presidencia, buscando generar un caso ejemplificador hacia todos aquellos dueños de medios de comunicación que estén pensando en sostener una línea editorial contraria a la que baja desde la Casa Rosada”.

“Al mismo tiempo, propietarios de medios oficialistas que todavía tienen cuentas pendientes con la Justicia, gozan de la misma impunidad que tienen los empresarios que formaron parte de la “pata civil” de la última Dictadura, en una trama de complicidades que alcanza a familiares de integrantes del propio Gobierno Nacional”, continúa el texto.

En ese sentido, mencionan a Héctor Magnetto y Bartolomé Mitre, de Clarín y La Nación, respectivamente, a quienes el juez Julián Ercolini sobreseyó en la causa Papel Ptensa sin citarlos siquiera a declarar.

Destacaron que los dueños de Indalo no son los únicos que le deben dinero al Estado: “La larga lista que podríamos elaborar se completa, entre otros, con el mencionado Mitre y sus socios de la familia Saguier en el Grupo La Nación ($280 millones a la AFIP); Edesur, Edenor, Edelap y otras ($19.000 millones a Cammesa), y el propio Grupo Macri ($70.000 millones por el Correo Argentino). En todos los casos, ni los amigos del Presidente (Caputo por Edesur, Mindlin por Edenor) ni los hermanos del jefe de Estado, fueron molestados por los jueces para intimarlos a que paguen sus deudas con el fisco”.

“Repudiamos esta persecución y hacemos un llamado a defender la libertad de expresión y la pluralidad de voces, valores esenciales para la convivencia democrática en un Estado de Derecho”, finaliza el comunicado.