Fernando Burlando, abogado de algunos familiares de los tripulantes del submarino ARA San Juan, presentó un informe al juzgado de Caleta OliviaSanta Cruz, en el que asegura que otra embarcación habría divisado la silueta de la nave desaparecida cerca de Península Valdés. La caratula podría cambiar a “homicidio doloso”. El documento en cuestión, señala que el 18 de mayo de 2018, a las 11.15, el ARA Sarandí, destructor multipropósito de la Armada Argentina, informó haber tenido un contacto con el ARA San Juan.

La ubicación exacta sería aparentemente a 400 km de Península Valdés y, de encontrarse allí los restos del submarino, el letrado sostuvo que la caratula debería pasar de “búsqueda” a “44 homicidios dolosos”.