Un hombre de 35 años fue detenido en las últimas horas acusado de violar a su hija de 13 años, a quien amenazaba de muerte si contaba lo que sucedía.

Las vejaciones ocurrían en una vivienda de la localidad platense de Abasto y fueron descubiertas luego de una larga investigación a raíz de una denuncia de la madre de la víctima, que aseguró que la menor tenía extrañas reacciones y actitudes.

“La chica comenzó a cortarse el pelo sola y se cortaba su piel entre otras conductas autodestructivas que intentaba ocultar”, afirmó uno de los investigadores.

“Habitualmente se encerraba en su pieza, no hablaba con la familia y dejó de tener contactos con sus amigos”, agregó el pesquisa.

Esas actitudes, que comenzaron hace dos años, alarmaron a la madre quien, después de algunos meses, recurrió a la policía.

“La mamá sospechaba que su hija estaba vinculada a una secta o páginas web que la llevaban a tener esas acciones, motivo por el cual intervino en un primer momento el Gabinete de Delitos Informáticos de la DDI”, explicó un jefe policial.

Sin embargo, después de un tiempo de análisis, las sospechas cambiaron de dirección, por lo que el caso pasó al Gabinete Delitos Contra la Integridad Sexual de la misma repartición policial.

“Tras distintas pruebas recolectadas determinamos que en realidad la menor venía siendo abusada sexualmente por su propio padre, que la amenazaba con matarla si contaba la verdad”, dijeron los voceros.

Finalmente, y luego de las pericias médicas y psicológicas de rigor, la Justicia ordenó la detención del imputado, quien fue sorprendido y capturado por efectivos de la DDI La Plata en su lugar de trabajo, ubicado sobre la ruta 36.

Intervienen en este hecho la UFI N° 5 y el Juzgado de Garantías N° 5, ambos del Departamento Judicial de La Plata.