La víctima, de 54 años que transitaba en la Toyota Hilux junto a su madre de 84, había vendido un  departamento y volvía de retirar el dinero de una entidad bancaria ubicada en Almagro. Lo llevaba en una mochila, que los ladrones sutrajeron.

Al salir, ambas motos comenzaron a seguirlos, hasta que en determinado momento comenzaron a romperle los cuatro vidrios del auto.

“Fue todo muy rápido, sólo vi que estaban todos con cascos, no alcancé a ver armas y se fueron de contramano por la bicisenda hacia Libertador”, contó el hombre en declaraciones a la prensa. Luego procedió a realizar la denuncia en la comisaría 14 de la Policía de la Ciudad.